GYNEMED

Biopsia corial

Biopsia corial

Es un estudio prenatal que detecta anormalidades en los cromosomas del bebé, mediante el análisis de la composición genética de las vellosidades coriónicas (células que sobresalen de la placenta en forma de minúsculos dedos).

Este análisis se realiza generalmente entre las semanas 11 y 12 de embarazo, aunque algunos especialistas lo realizan en la semana 13.

La biopsia corial es un procedimiento de diagnóstico prenatal, mediante la obtención y posterior estudio genético de vellosidades coriales de la placenta. Se debe realizar entre las semanas 10 y 14 de embarazo y en ningún caso antes de las 10 semanas, pues puede ocasionar el acortamiento de las extremidades del feto.
Existen diferentes técnicas para la realización de la biopsia corial:

  • Vía transcervical: se realiza, siempre bajo control ecográfico, accediendo a la placenta a través del cuello del útero con una pinza semirrígida o una cánula de aspiración con la que se extrae la muestra de vellosidades coriales.
  • Vía transabdominal: debe realizarse entra las semanas 11 y 14 de embarazo (no antes). Se realiza una punción sobre el abdomen con una aguja hueca (trócar), a través de la cual se introduce el instrumental necesario para extraer la muestra.
  • Aspiración por jeringa: es la misma técnica que la utilizada para la amniocentesis.
  
    La elección de una u otra de estas técnicas será decisión del ginecólogo que la realiza, si bien hay que señalar que por vía transcervical la cantidad de muestra que se obtiene es mayor. Tras su realización se recomienda mantenerse en reposo de 24 a 48 horas. A las mujeres con Rh negativo será necesario administrarlas gammaglobulina anti-D  en las primeras 72 horas.

Medssocial Copyright© 2020. Todos los derechos de diseño y código reservados.

Política de privacidad | Aviso legal | Terms and conditions